El mercado desea personas que se responsabilicen de sus propios actos

No hay situación más desagradable en el mercado laboral cuando un gestor o incluso el dueño de la compañía se encuentra con excusas vacías que intentan eclipsar algún equívoco o error cometido por un empleado. De hecho, en nuestro día a día, como ciudadanos, como clientes o incluso como miembro familiar no queremos que nos afecte este tipo de actitudes por parte de las personas.

En el afán de tratar de cubrir el sol con una criba, las personas a las que les gusta poner excusas para todo terminan por provocar el efecto contrario de lo que desean. Además del error en sí, empiezan a tener una reputación de que son buenas en buscar excusas.

Entonces, debe tener cuidado de no ser parte de este equipo. Si somos humanos, entonces, por supuesto, cometemos errores. Mejor dicho, solo se equivocan quienes hacen realmente algo. Entonces, si este es su error, no tenga miedo, siga adelante, asuma la responsabilidad e intente no cometer más equívocos.
El año está llegando a su fin y las famosas oportunidades de trabajo temporal están comenzando a surgir. Por lo tanto, debe estar atento, especialmente si desea ocupar una vacante y convertir lo transitorio en una vacante efectiva, y/u obtener esa buena referencia para el mercado laboral: no cometa los equívocos a continuación. No utilice excusas, prefiera la responsabilidad y la sinceridad, sea cual sea la situación.
1. No sabía: Frase clásica que causa la siguiente pregunta en el interlocutor: “Entonces, ¿qué está haciendo aquí?”.

2. No recibí el email: En lugar de eso, diga: “No abrí su email. Lo voy a revisar y en breve le envío una respuesta”.

3. Esto siempre se ha hecho de esta manera: Frase de una persona que no está preocupada con la compañía, o con su público.

4. Solo hice lo que me mandaron: Demuestra limitación y falta de voluntad.

5. Ya envié el email: No todo se hace solo por email. Hay situaciones en las que se requiere el cuerpo a cuerpo.

6. Hice mi parte: Demuestra individualismo y también falta de interés por el trabajo y por las personas.

7. Esa no es mi función: Huye del espíritu de camaradería, tan importante para el éxito de las compañías.

8. Ya terminé mi jornada laboral: Demuestra que la persona es limitada y solo está en la empresa para recibir un salario al final del mes.

9. Este cliente no es mío/Este problema no es mío: Demuestra total falta de alineación con el todo. Puede que el cliente no sea suyo, pero es de la compañía para la que trabaja y ciertamente ayuda a pagar los salarios de todos.

Por Bernt Entschev

Un comentario en “El mercado desea personas que se responsabilicen de sus propios actos”

  1. Nunca es tarde para salir de la zona de confort
    POR ESTRELLA FLORES-CARRETERO

    Muchas personas viven instaladas en la rutina. Es como si en vez de conducir su propia vida, la dejaran en manos del carro autónomo de Google. Con el tiempo, la monotonía les pasa factura y se sienten vacías, cansadas, desmotivadas. Esto ocurre, principalmente, en el ámbito laboral.

    Hay quien se levanta cada mañana y cumple con su horario de trabajo, sin más. Se resigna a su suerte, no lucha por conseguir más de lo que tiene y no se cuestiona aquello que, supone, le corresponde hacer. Esto es, está instalado en la zona de confort.

    Tener trabajadores con esta actitud no solo es negativo para la empresa, sino también para cada una de las personas que ha decidido estancarse y para quienes están a su alrededor. Como ocurre con el agua que se detiene, termina por pudrirse.

    Las buenas empresas invierten tiempo y esfuerzo en mantener trabajadores felices y motivados, porque saben que es su mejor jugada para elevar la productividad, la creatividad y el éxito empresarial.

    El trabajo no es un sacrificio, o no debería serlo. Quienes disfrutan con lo que hacen, saben de la satisfacción que les reporta desempeñar su tarea con pasión, creatividad y éxito. Nunca es tarde para salir de la zona de confort y para ello se necesita:

    1. Identificar los enemigos. Lo primero es analizar qué nos frena, identificar los estereotipos sociales del tipo “más vale pájaro en mano…”, detectar el sometimiento a los roles familiares establecidos, etcétera. Hay que conocer los bloqueos para poder romperlos y localizar los miedos para superarlos.

    2. Trazar un plan. La vida no tiene compartimentos estancos, por lo que el aburrimiento laboral pasará factura también en el plano personal y familiar. Caer en el burnout, el síndrome del trabajador quemado, que ya reconoce la OMS como enfermedad asociada al empleo, es malo para la salud física y mental. Por lo tanto, hay que encontrar la puerta de salida cuanto antes. Y si no se es capaz, buscar apoyo.

    3. Formarse. Aprender nuevas destrezas, incorporar conocimientos es estimulante y siempre útil. Incluso aunque no se llegue a desempeñar aquellas habilidades adquiridas, es seguro que servirán en otras facetas de la vida, aun sin darnos cuenta.

    4. Practicar el networking. La red de contactos continúa siendo la principal vía para encontrar trabajo. Por eso no hay que dejar de lado ninguna oportunidad para establecer relaciones sociales con vistas a un cambio o una promoción en el trabajo.

    5. Reinventarse profesionalmente. Cuando uno tiene hijos pequeños y una hipoteca larga como la peor de las condenas, es normal que no se atreva a correr riesgos; pero la vida es corta y no podemos vivirla como autómatas. Si es preciso, habrá que cambiar de profesión, poner en marcha una idea emprendedora: ser autónomo puede reportar menos dinero (o no), pero mucha más satisfacción.

    Permanecer en la zona de confort por miedo al futuro es perder el tiempo y dejar las riendas de nuestra vida en manos de otros. Termino haciendo mías las palabras de Oprah Winfrey, un ejemplo en todos los sentidos: “Sal de la historia que te está frenando. Entra en la nueva historia que estás dispuesto a crear”.

    Me gusta

Responder a jotaefeb Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s