está leyendo ...
laoveja100

Sentido común

Vivimos un mundo diferente al que nuestros padres pensaron que íbamos a enfrentar cuando nacimos y la velocidad vertiginosa con la que se suceden los adelantos tecnológicos hizo que las transformaciones culturales no respeten siquiera ese ritmo, porque ahora las grandes transformaciones se suceden año tras año, lo que nos pone en aprietos, ya que corremos en desventaja contra los nativos digitales, a quienes se supone debemos orientar en sus pasos de formación para la vida.

En este caótico panorama se comenzaron a correr y disipar una serie de límites, lo que agregó una importante cantidad de condimentos que dan otra perspectiva a los desafíos educativos para dar un acompañamiento social a los hechos que ocurren cotidianamente. Quien asegure que está preparado para soportar estas presiones y que considere tener la clave para superar estos desafíos, o se engaña o directamente miente.

La única realidad indiscutible es que la tarea es difícil y debe iniciarse entre todos para poner manos a la obra en el diseño y la elaboración de soluciones que se adapten a estos nuevos tiempos, de manera a dar salidas adecuadas a esta realidad, comprendiendo la complejidad de los inconvenientes.

Para encontrar una luz al final de un túnel que parece infinito, debiéramos llegar a pequeños grandes acuerdos sobre los que se sustentarán estos procesos. Uno de ellos tiene que ver con valores, que como todos los bienes intangibles, son volátiles en su definición. Aquí es el momento en que el sentido común se transforma en un factor clave que puede servir de brújula para determinar el camino a seguir.

Como ejemplo sugiero una muestra extraída de un área en la que tengo algo de experiencia, el periodismo. En estos tiempos, todo aquel que tiene acceso a internet o a un simple smartphone posee en las manos una herramienta potente con la que puede tener acceso a lo que un trabajador de este oficio tiene a su alcance para desarrollar su tarea. En términos comunes, decimos que cualquiera puede ser periodista. Es cierto, todos tienen la chance de realizar una labor periodística, mas también debemos reconocer que el ejercicio de la profesión requiere de cierto tipo de conocimientos.

Además de la legislación vigente, los antecedentes de casos, la contextualización en general, que son algunos elementos claves en la elaboración de materiales que pretendan ser noticiosos, en cualquier formato del área, debemos agregarle un poco de sentido común a nuestros enfoques. No podemos ignorar elementos claves en la vida de las personas cuando tocamos un tema y lo desarrollamos como una información que deba ser de interés general de la gente. Sobre todo cuando la interacción con el público es tan fluida, lo que eleva más todavía nuestro nivel de exigencia apuntando a la excelencia.

Aplicando esta fórmula de darle un poco de sentido común a nuestra labor evitaremos contar casos en donde no se respeta la intimidad y el dolor de protagonistas de las noticias. No desnudaríamos las peores miserias de quienes ya fueron víctimas de hechos deleznables, con el agravante de revictimizarlos con nuestro proceder imprudente, en donde se carece totalmente de humanidad.

Entonces, el reto es definir en términos sencillos lo que implica el sentido común. Primero, los periodistas tenemos que mirarnos y comprender nuestra infinita dimensión humana, con limitaciones y peculiaridades tan imperfectas. Si tan solo nos pusiéramos en el lugar de las personas a quienes describimos en nuestros textos, o si pensáramos en el otro como un familiar o ser querido, creo que tomaríamos otro tipo de recaudos para nuestro trabajo.

El paradigma mundial cambió definitivamente y el futuro acelera sus pasos raudamente, con cambios que no esperan que estemos preparados para establecerse definitivamente. Mirando esto recuerdo lo que dijeron siempre, que para ser buen periodista uno tiene que ser buena persona. Esta afirmación es interesante, porque se puede aplicar a cualquier rama del conocimiento humano. Por eso es fundamental entender que los acuerdos básicos deben realizarse desde el sentido común para que podamos capear esta tormenta de sobredosis informativa en la que aparentemente todos vivimos al borde del naufragio.

Por Pablo Noe

 

Acerca de jotaefeb

Un arquitecto jubilado. Aprendiz de todo, oficial de nada. Un humano más. Acá, allá y acullá. Hurgador de cosas cotidianas y trascendentes.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

La frase

"Puedes conocer mejor a una persona por lo que dice de los demás, que por lo que los demás dicen de ella".21 enero, 2017
Audrey Hepburn

el clima

Click for Asunción, Paraguay Forecast

admin

Arquitecto jubilado. Aprendiz de todo, oficial de nada. Un humano más. Acá, allá y acullá. Hurgador de cosas cotidianas y trascendentes. Desde Asunción/Paraguay. laovejacien@gmail.com

archivos

estadísticas

  • 2,618,089 visitas
Follow laoveja100 on WordPress.com

instagram

Twitter

A %d blogueros les gusta esto: